La industria del video institucional, los 4 beneficios del aliado digital

Sumergidos en el tiempo de las imágenes y el video, llegar a interesar a clientes y potenciales es la meta en la que cada vez más marcas ponen el foco. Y en ese marco, el video institucional es decisivo y versátil. Una herramienta que, como analizan los expertos, llega a comunicar de forma muy eficiente un negocio, las bondades de un producto o servicio, y la retención del mensaje, y así atraer la atención del público, dándole confianza y ventas.

Veámoslo en números:

– Se estima que un 70% de los usuarios cree que el formato video le suma personalidad y atractivo a un negocio.

– Subir un video breve a la página de inicio de una web incrementa en 80 veces las posibilidades de convertir, afirman expertos de Gou video marketing que trabajan audiovisual con muchas empresas y pymes.

– Colocar este material en un mail alcanza hasta un 250% más de visitas a un enlace.

– Casi un total de consumidores que ven video en sus celulares o tablet lo viralizan o pasan a otros contactos.

Definitivamente, se trata de una técnica útil, poderosa y simple para elevar una empresa y mejorar su imagen, que sí o sí transmite el mensaje que se propone y que por esa misma razón se posiciona tan bien en la industria de la comunicación, dentro del universo marketinero.

Contar con un video corporativo,https://gouvideomarketing.com.ar/videos-institucionales/ es en esta época un az bajo la manga que suma valor y certeza de retorno de la inversión.

4 fundamentos para tenerlo en los negocios

– Se hace la diferencia. Es muy probable que no todos en la competencia estén aprovechando las virtudes que vimos del video institucional, por eso, empezar a hablar un lenguaje distinto, muy personal y a la vez popular entre los internautas es muy positivo. La forma en que se gana prestigio, se sigue una estrategia sólida de comunicación y permanece. Un video en YouTube posiciona.

– Vende. Más allá de viralizar, este formato brinda inmensos resultados en la venta de productos y/o servicios. Y se puede medir. La parte más interesante es que el impacto no cae en saco roto, es calculable mientras sucede.

– Multiplataforma. Con la innovación de las redes y la tecnología, es posible no solo que se masifique, también que se integre a cualquier espacio virtual. Facebook, YouTube, correos, instagram, o donde se guste. Incluso, fuera del ámbito online: en tv, pantallas de locales, en expos y más.

– Para muchos usos. Cuando se necesite lanzar un nuevo producto, comunicar beneficios de un producto o servicio, saludar en un aniversario, invitar a un taller o responder inquietudes del público, siempre hay un tipo de video listo para grabarse profesionalmente y destacar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *